Gustav Landauer: Por la separación a la comunidad (1900)


Traducción al castellano: @rebeldealegre
(Desde la traducción al inglés de Gabriel Kuhn en «Revolution and other writings: A political reader»)

Unos meses después de su salida de prisión [mediados de 1899 a comienzos de 1900], y tras el cierre de Der Sozialist y un aislamiento político en crecida, Gustav Landauer se aboca al pensamiento místico inspirado principalmente en Meister Eckhart. Así le escribe a Hedwig Lachmann de esta concepción, a la que llamaba su "idea favorita" (Lievlingsgedanken):
«. . . próximo a las comunidades autoritarias fortuitas que nos rodean, hay algo que es distinto, y mayor, algo que coincide con la más profunda esencia del individuo . . . Mientras más profundo descendemos por los túneles de nuestra vida individual, mucho más estamos en comunidad real con la especie, la humanidad, el mundo animal, y finalmente, si nos retiramos de pensamientos conceptuales y apariencias sensibles y nos hundimos en nuestras más ocultas profundidades, participamos del mundo ilimitado entero. Pues este mundo vive en nosotros, es nuestro origen, es decir, está continuamente operando en nosotros; de otro modo dejamos de ser lo que somos. La parte más profunda de nuestros seres individuales es aquella que es más universal.»
En Junio de 1900, Gustav Landauer expone ante el círculo berlinés de jóvenes intelectuales neo-románticos Neue Geimenschaft (entre los que se encontraban Martin Buber, Eric Mühsam, Heinrich Hart) el texto Durch Absonderung zur Gemeinschaft ["Por la separación a la comunidad"] que sería la antesala del pensamiento expuesto en sus obras Skepsis und Mystik ["Escepticismo y mística"] (1903), Die Revolution ["La Revolución"] (1907), y Aufruf zum Sozialismus ["Incitación al socialismo"] (1911).

Sería entonces el inicio de una visión digna de atender; aquella que más tarde, en su singular belleza, se abriría paso, crecería y desembocaría en ideas como: «Donde hay espíritu hay sociedad. Donde no hay espíritu se impone el Estado. El Estado es la sustitución del espíritu».
 


DESCÁRGALO AQUÍ